Siempre soñé con proteger la Vuelta al Táchira

La edición número 50 de la vuelta al Táchira en bicicleta se convirtió en un gran escenario para celebrar en grande las bodas de oro del giro ciclístico más importante de Venezuela, la ruta planteada colocó no solo a los pedalistas, técnicos y mecánicos, detrás de las diez etapas, también se encontraron unos personajes de los que poco se habla y a quienes se les debe mucho para que José “Cara de Niño” Rujano, se coronará como el único tetracampeón de este certamen deportivo, ellos son los policías de seguridad.

El equipo de TáchiraNews.com conversó con Carlos Javier Marín oficial de la Policía municipal de San Cristóbal, uno de los partícipes y encargados de ofrecer la seguridad a pedalistas y aficionados en cada kilómetro de la vuelta al Táchira en bicicleta 2015.

Marín nativo del municipio Andrés Bello, relató que en su historial de más de 12 años sirviendo como policía es la primera vez que participa en este gran evento deportivo, agradeciendo a Dios por la valiosa oportunidad siempre soñada,  otrora le hubiese gustado estar en los pedales, sin embargo, manifestó que la emoción de estar en las bodas de oro es incomparable por el valor significativo del giro ciclístico.

“Estar en la seguridad de la vuelta es un compromiso sin igual, somos los primeros en levantarnos, en desayunar, los primeros a las puertas de los hoteles de concentración, los primeros en la salida y llegada de cada etapa, siempre debemos estar diez pasos adelante para que la gente no se atraviese y no perjudique a los ciclistas, quienes son los protagonistas, el trabajo de la seguridad es de hormiga, en conjunto e incansable pero satisfactorio” contó con emoción el oficial Marín.

Con su carisma que le caracteriza en todo momento Marín describió lo importante de trabajar los organismos de seguridad en conjunto, sintiéndose a gusto por lo realizado por cada institución presente en la vuelta, todos con el mismo objetivo ver al campeón, y que mejor regalo podrían tener que ver a José “Cara de Niño” Rujano, también bautizado como el Cóndor de Los Andes, coronarse por cuarta vez en el giro andino.

Marín contó que entre su experiencia logró conversar precisamente con Rujano en un par de etapas, donde el pedalista le contó que le pedía en oración a Dios las fuerzas necesarias para ser campeón y le agradeció en nombre de su equipo el trabajo de ellos como seguridad, pues es de gran importancia en cada etapa.

Finalmente Marín con una sonrisa en su rostro dijo que no lo pensaría dos veces si vuelve a ser elegido para ser parte de la seguridad de la vuelta al Táchira en Bicicleta, pues luego de estar con Dios, su familia y profesión, el ciclismo es algo innato como tachirense y vivirla de cerca es un gran honor.

Carlos marín 4Carlos marínAutor: José Manuel Chacón
@jmanuelchacon y @tachiranews
Enero 2014