Venezuela y su Día de La Independencia signada por enfrentamientos y muertes

 

Firma del Acta de Independencia 650

Un país polarizado, marcado por la división de sectores sociales, con dos tendencias de politiqueros baratos y una sociedad sumida en una profunda crisis económica marcada por la falta de comida, venezolanos muriendo de hambre, de enfermedades por falta de medicinas, no tiene motivos de celebración.

El venezolano vive en un estado de indefensión, sometido a la guerra del hampa contra ciudadanos decentes, luego  luego de 206 años referir la palabra o termino celebración cuando el futuro no vislumbra nada alentador para un país rico en recursos, con ingresos millonarios de dólares y ciudadanos capaces de transformar con sus capacidades en una potencia vive hoy la dura realidad de personas comiendo de la basura y familias destrozadas por el flagelo de la delincuencia, las drogas y la muerte no tiene asidero para aspirar un mejor futuro.

Porque hoy día no solo se debe reflexionar sobre la muerte física, pues,  a la par de ella, esta la muerte del pensamiento, del alama y de los buenos deseos con los semejantes.

Estas son algunas de la razones que a diario vive el venezolano en las calles, en sus casas y desde hace algunos años se convirtió en una dura realidad que no mejora, ni mejorará con el paso de los años.

Por ello es necesario indagar en los valores intrínsecos, perdidos en el marasmo de las dificultades para identificar las realidades que permitan aportar soluciones en los entornos cercanos, que beneficien a quienes les rodean a ver si se multiplican los gestos hasta alcanzar a una importante masa de la población

Historia de la Independencia de Venezuela

La independencia de Venezuela fue el proceso jurídico-político desarrollado entre 1810 y 1830 con el fin de romper los lazos coloniales que existían entre la Capitanía General de Venezuela y el Imperio español. También implicó el reemplazo de la monarquía absoluta por la república como forma de gobierno en Venezuela.

La independencia de Venezuela produjo el conflicto armado conocido como Guerra de Independencia de Venezuela entre los ejércitos independentistas y realistas.

El 5 de julio de 1811 se declara la independencia, ese día es celebrado en Venezuela como su día nacional.

El periodo histórico entre 1810 y 1830 ha sido dividido por la historiografía venezolana en cuatro partes: Primera República (1810-1812), Segunda República (1813-1814), Tercera República (1817-1819) y la Gran Colombia (1819-1830).1

Capitanía General de Venezuela en 1810

Fernando VII, ante un campamento, de Francisco de Goya Entre los factores influyentes se destacan el deseo de poder de los grupos sociales criollos que poseían el estatus social y económico pero no político, la introducción de las ideas del Enciclopedismo, la Ilustración, la declaración de Independencia de los Estados Unidos, la Revolución francesa, la Revolución haitiana y el reinado de José I de España.

A finales del siglo XVIII tienen lugar los primeros conatos independentistas en Venezuela. La primera de ellas es una rebelión armada en 1795 con José Leonardo Chirinos a la cabeza. Otra se trata de una conspiración por parte de Manuel Gual y José María España, en 1797, y es la primera de raíces populares. Finalmente, la última fue la liderada por el Subteniente de la milicia de pardos Francisco Javier Pirela nacido en 1770, la cual terminó solo en intentona, ya que Pirela se arrepintió y confesó el plan al Gobernador el 19 de mayo de 1799, terminando en 68 reos enviados a prisiones separadas, y siendo el propio Pirela condenado a diez años de cárcel y enviado al castillo El Morro de La Habana por el crimen de rebelión y lesa majestad. Todas las intentonas resultan fallidas, con sus respectivos líderes encarcelados o ejecutados.

Francisco de Miranda, por su parte, intenta dos veces en 1806 invadir el territorio venezolano por La Vela de Coro con una expedición armada proveniente de Haití. Sus incursiones terminan en fracasos por la prédica religiosa en su contra y la indiferencia de la población.

La Conjuración de los Mantuanos fue un movimiento que estalló en Caracas en 1808. Los mantuanos, quienes constituían el grupo social más poderoso de la sociedad, encabezaron un intento para constituir una Junta de Gobierno que rigiese los destinos de la Capitanía General de Venezuela a raíz de la invasión de España por Napoleón.

Said Cárdenas CNP 13868